El seminario

Hay que asistir, no podemos escapar de esto cada viernes. Y cuando digo viernes todo podría sonar divertido, interesante. “Es una actividad de viernes”, al escucharlo lo relacionas con eso, diversión, relajado, entretenido. Pero esto, esto es horrible. Venir aquí está más relacionado con un lunes que con un viernes. Todos tenemos cara de asco, de sueño, de aburridos. No hay quien lo disfrute. Es un sufrimiento, un purgatorio que tiene seis niveles y que todos compartimos.


Las pláticas antes de entrar son siempre:

– ¿Tú cuantos llevas?
-Cuatro, ¿tú?
-Seis – responde el veterano con una lucecita en el fondo de su mirada.
– ¡Ya es el último!
– Sí, me alegro. ¿Tú? –le preguntan a un extraño.
– El primero… -y las condolencias caen sobre el nuevo. El que llega con alegría a lo desconocido y nos ve así. Sufriendo. Eso mata a cualquiera.
Ya nos hemos quejado, varios, varias veces, sobre esta hora de castigo semanal. Algunos rebeldes hemos luchado para que cambien un poco, creemos que esta debería ser una actividad estimulante y no un bodrio. Pero la tiranía siempre gana. Jóvenes ilusos, eso somos. La mayoría nos resignamos en el quinto solo porque a lo lejos se ve la luz y la esperanza nace de nuevo. Ahí chiquita y la alimentamos con ilusiones de que ya pronto, ya mero se acaba, solo ocho, bueno uno más…
Conforme avanzas, te vas dando cuenta de que no eres tú sólo el que sufre. El que asiste sufre, sin duda. Pero sufre también, el que presenta, el que expone, el que abre la puerta a los rincones de su investigación, los que muestran sus closets para que los demás veamos sus cadáveres, la casa sucia. Diseños que nadie entiende, áreas desconocidas descritas en idiomas muertos. Esa es la tortura, por fin lo dije. ¿Qué dije? ¿Cuál tortura? Léelo, así con todas sus letras: Morir lentamente del irremediable aburrimiento que produce escuchar algo de lo que no tienes ni idea presentado por alguien que se supone esta apasionado por el tópico, pero que en realidad esta tan harto que le importa un comino transmitirte su amor por el tema. Si. El viernes de 12 a 1 unos vivimos el purgatorio y otros comparten su infierno.
Compártelo:
RSS
Follow by Email
Facebook
Facebook
Google+
http://www.megami.me/el-seminario/
SHARE

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *